Archivos por Etiqueta: aceite de argán

Aceite de argán, propiedades y aplicaciones

Aceite de argán, el multiuso reparador de piel y cabello

Las múltiples virtudes y aplicaciones del aceite de argán lo convierten en el multiuso perfecto como reparador de piel y cabello. ¡Descubre para qué sirve el aceite de argán y cómo utilizarlo para beneficiarte de todas sus propiedades!

El árbol de argán (Argania spinosa) es originario de un área desértica del suroeste Marruecos. Se dice que ya existía este árbol hace unos 80.000 años. Sus raíces pueden llegar hasta 30 metros de profundidad para conseguir agua.

Su fruto, en forma de cápsula ovoide dura contiene 3 ó 4 semillas en su interior, de las que se obtiene el tan preciado aceite. Para obtener un litro de aceite virgen de argán hace falta aproximadamente 30 kilos de semillas. Para uso comestible se tuestan previamente las semillas, mientras que para uso cosmético se emplean las semillas crudas, siempre con métodos artesanales.

 

Aceite de Argán o el Oro Líquido de Marruecos

Las semillas contienen un 48% de ácido oleico (omega-9) y un 32% de ácido linoleico (omega-6), nutrientes vitales asociados con la regeneración de los tejidos, por eso es tan efectivo para tratar arrugas, cicatrices y piel dañada por acné. Es uno de los aceites más ricos en tocoferoles, es decir en Vitamina E (tiene casi tres veces más de Vitamina E que el aceite de oliva), de ahí que el aceite de argán sea conocido popularmente como el oro líquido de Marruecos.

Por todo ello, el argán tiene propiedades antioxidantes, emolientes, hidratantes, refrescantes, cicatrizantes, regeneradoras de la piel y estimulantes del cuero cabelludo. Da brillo al cabello y fortalece las uñas.

Sus beneficios son muchos: combate la sequedad de la piel, evita las estrías, atenúa las manchas en la epidermis y es un potente regenerador, muy recomendado para tratar las arrugas y cicatrices. Después de estar expuesto al sol, alivia las quemaduras e irritaciones, y combate la proliferación de hongos.

Para Qué Sirve el Aceite de Argán

Gracias a su composición el aceite de argán tiene muchas propiedades:

  • Protege la piel de las agresiones externas, como el sol, viento.
  • Regula la secreción sebácea de la epidermis y del cuero cabelludo.
  • Repara las manos secas y agrietadas.
  • Fortalece y repara las uñas frágiles.
  • Tiene acción antioxidante, ralentiza el envejecimiento.
  • Hidrata y aporta suavidad intensa a la piel y el cabello.
  • Es apta para todo tipo de piel y, especialmente, nutre la piel seca o agrietada.
  • Nutre el pelo, ideal para cabellos secos y castigados, y reparar las puntas.

En cosmética se usa el aceite de argán puro directamente o como parte de la formulación en champús, cremas faciales y corporales, leche desmaquillante, jabones, lociones para el cabello. Es muy adecuado para pieles sensibles y secas. Su elevado contenido en ácidos grasos insaturados le otorga propiedades hidratantes, nutritivas, protectoras y cicatrizantes, conveniente para todo tipo de piel y edad.

Como producto cosmético es muy apreciado por su alto poder regenerador de las células de la piel. Por ello, en muchos productos el argán es uno de los principios activos destacados en su composición, sobre todo usado para tratamientos de nutrición intensiva o para zonas específicas que necesitan un cuidado especial. Lo identificaremos en su listado de ingredientes (INCI) con el nombre Argania Spinosa Oil o Argania Spinosa Kernel Oil:

 

crea-facial-intensiva-argan-ecocosmetics

Crema intensiva facial de argán

contorno-ojos-age-active-neobio

Contorno de ojos regenerador

balsamo-labial-menta

Bálsamo labial bio argán

 

 

 

 

 

 

 

Contorno_ojos_argan_NeoBio2

 

Crema_facial_argan_ecocosmetics2

 

aceite-argan-bio-marnysA la hora de comprar aceite de argán, es muy importante comprobar su origen y pureza para asegurarnos que no está diluido con otros elementos y que mantiene todas sus propiedades. Y, a ser posible, nos decantaremos por argán cuya procedencia sea de cultivo ecológico certificado.

Lo mejor, como siempre, será revisar en su etiqueta si hay algún sello de garantía ecológica y ver en su INCI si el único ingrediente que contiene el envase es realmente aceite de argán.

 

Cómo Usar el Aceite de Argán Para Piel y Cabello

Se puede aplicar el aceite de argán directamente sobre la piel después de la ducha con la piel seca, o después de tomar el sol. Penetra rápidamente y no obstruye los poros, por lo que no deja residuo graso y tampoco mancha.

Es un aceite muy beneficioso para aportar elasticidad a la piel, la hidrata y retrasa el envejecimiento gracias a sus ácidos grasos esenciales y vitamina E. Además, al tener propiedades purificantes y regeneradoras, es aconsejable para pieles que sufren de acné, estrías, irritaciones cutáneas… Y, como no, es un aceite perfecto para aplicar en masajes combinado con aceites esenciales.

Recetas básicas para usar del aceite de argán:

  • Aceite de argán para el cabello: con unas pocas gotas será suficiente para un tratamiento del cabello. Podemos aplicarlo a lo largo del cabello o en las puntas como reparador, dejarlo actuar durante 45 minutos o una hora antes de la ducha y después proceder a su lavado habitual. En verano es muy recomendable hacer un tratamiento semanal con argán ya que protege el cabello del sol, el mar y el cloro.
  • Aceite de argán para las uñas: simplemente hay que mezclar una cucharada zumo de limón y unas gotas de aceite de argán. Remojamos las uñas aproximadamente durante unos 20 minutos con esta mezcla una vez a la semana para que crezcan fuertes y sanas.
  • Aceite de argán para masajes: mezclando 20 gotas de aceite de argán con unas gotas de aceite esencial de Ylang-Ylang, de sutil aroma, conseguimos una combinación fantástica para un masaje relajante.

Estos ejemplos son sólo algunas de sus posibles aplicaciones, las múltiples virtudes y beneficios del aceite de argán lo convierten en el multiuso perfecto para reparar la piel y el cabello. ¡Será un indispensable en tu neceser de cosmética natural!